¡Trágame tierra! La asquerosa situación que vivió Karol Dance en casa de conocida ex polola

Se pasó.

La mañana de este viernes el panel de “Mucho Gusto” en su sección de “confesiones matinales” comenzaron a hablar de las peores citas que habían tenido y Karol Dance fue sin duda quien se robó todas las miradas al confesar la asquerosa situación que protagonizó en casa de una ex polola el día en que fue a conocer a sus suegros.

El joven partió contando que la noche anterior al plenificado almuerzo había tenido una junta de amigos en su departamento, se acostó temprano y a las nueve de la mañana se despertó para tomar desayuno pero se encontró con su refrigerador vacío. De pronto se percató que había quedado un pote de ceviche de la noche anterior y no encontró mejor idea que comérselo, luego se arregló y llegó puntualmente a las 13:30 horas a la casa de su ex.

“Estábamos comiendo, y de repente siento como un revoltijo en mi guata y me acordé que había comido el ceviche de la noche, que no debí haber comido”, dijo ante la risa de sus compañeros, para luego detallar, “Terminamos la entrada y pedí permiso para ir al baño”, fue ahí donde comenzó su ‘pesadilla’, pues contó que el baño estaba muy cerca del comedor, por lo que temía que fueran a escuchar algún ruido ‘extraño’. Abrí a máxima capacidad el lavamanos, puse un jabón abajo para que hiciera más ruido, y me senté”.




Finalmente salió victorioso de ese incómodo momento, pero venía otro peor pues en el baño no había confort y no tenía con qué limpiarse. “Esto es lo peor, tuve que sacrificar mis calcetines, miré para todas partes y no había nada. Me saqué los dos calcetines, y me limpié”, dijo ante la atónita mirada de los miembros de “Mucho Gusto”.

Y prosiguió con su historia relatando que no encontró nada mejor que enrollar los calcetines y metérselos al bolsillo. “Salí del baño y llamé a la Cata”, dijo Karol sin pensarlo y dejando en evidencia que este asqueroso episodio lo vivió – nada más ni nada menos – el día en que conoció a los padres de Catalina Vallejos, la ex “Calle 7” con quien mantuvo una relación amorosa por tres años.

Por más que se tapaba la cara sus compañeros no podían aguantar la risa. “Sabía que con la Cata te había quedado la cagá pero nunca imaginé que tanto”, le dijo Luis Jara, mientras que un incómodo Karol intentaba terminar con su relato diciendo que al final guardó los calcetines en la bolsa y los metió en su mochila para luego volver a sentarse a la mesa con sus entonces suegros.

Y cuando la comida terminó se dirigieron al living porque estaban viendo un partido y fue ahí cuando la joven le preguntó qué tenía en la mochila porque había un mal olor. “De repente esta niña dice ‘sabes que hay algo en tu mochila’, yo le dije ‘no, no, yo le dije no y ¿por qué la estás abriendo? y saca la bolsa que me había pasado”, a lo que Karol solamente atinó a decir que se trataba de unos calcetines hediondos y los fue a esconder al auto, logrando zafar del tema.

Video Destacado